domingo, 24 de marzo de 2013

Memorias de un Cyberdrogadicto: Uncharted Waters Online

 Hasta la polla me tiene ya la cyberdependencia y, no sé ya si por ver si así por fin abandono los juegos de red para dedicarme a mis historias o para solamente documentar mi experiencia con esta excesivamente poco conocida forma de drogadicción (quizá ambas cosas, vete tú a saber), vamos a hablar un poco sobre algo que creo que mediojuré que no hablaría... en exceso (o sea, frikadas).

Actualmente tengo a mano este juego histórico (histórico porque está basado en hechos históricos, pero también porque tardas la vida en hacer cualquier cosa) sobre exploración, piratas y comercio marítimo llamado Uncharted Waters Online. Ciertamente es un juego inusual donde los haya; la épica es suavecica y lo shounesco es inexistente... esto es a lo que te gusta jugar cuando tienes ya una edad (o simplemente si te apasiona el ambiente naval siglodeoresco). No voy a dar ninguna cháchara erudita de ésas que están de moda entre los gamers... si queréis algo así, id a MMOhut y ahí tenéis de todo. Esto va de mi experiencia personal del juego y ya.

Hay una palabra que describe Uncharted Waters a la perfección: LENTO. Todo lo que en cualquier otro juego haces en dos patadas, aquí puede llevarte meses... es ciertamente frustrante llevar más de un año jugando a esto y no pasar de nivel 30 (de 70). Y aún así, lo sigo jugando. Es una locura... ¡Y por si fuera poco ahora soy mercader, mercader... la cosa que más odio y que juré no volver a hacerme nunca. ¿Por qué? Porque supuestamente es la profesión más fácil de subir y cuanto más nivel, más huecos tendré para habilidades, mejores barcos podré usar y el imposible día en que llegue a nivel 30 en alguna clase (esa es otra, hay tres clases y cada una se sube según sus propias reglas; cuando dije que apenas he llegado al 30 me refería al 30 de aventurero... en mercader estoy al 20 y en marino al 16, es todo ridículo) podré comprar una casa (nunca creí que reuniría 5 millones para ello, pero eh, lo he hecho)... ¡pero la cosa no acaba ahí! Porque para poder alquilar otro aide necesito nivel 40, ¡¡40!! El chiste es que yo veo gente por ahí de niveles 30/50/40 o por ahí (casualmente el de mercader es siempre el más alto) como si nada... Y yo me pregunto, ¡¿cuánto juega esta gente?!

Mi impresión es que el juego en sí no es difícil... una vez tengas el barco adecuado, el equipo adecuado y un montón de gente en tu compañía (alias clan) que te ayude constantemente. Dificultad, en sí misma ninguna... lo único es que todo lleva un tiempo desproporcionado. Oh, y como tengas mala suerte igual te roban los ahorros y se te cae el equipo al mar, eso sí que puede hacer que te dé la risa.

La clase de aventurero es sin duda la que más me gusta... es con la que exploras el mundo, descubres tesoros y abres ruinas antiguas. Es magnífico poder decir que has descubierto tal o cual reliquia histórica, los fósiles de un dinosaurio o que has estado en Abu Simbel... igual es mejor ir a la Abu Simbel real, pero seguro que es mucho más caro... aquí tienes un sucedáneo. Mercader y marino no tienen gracia, es vender y matar, yeah. Aunque en sucesos relativamente históricos participas siendo cualquier clase (puedes conocer a Cristóbal Colón, por ejemplo).

El caso es que éste es un juego de una adicción horrible (sobre todo por su lentitud, ya que siempre quieres hacer más) y te puede tener tranquilamente el día entero jugando. En serio, si fuera un poco más rápido, entonces podría tener un pase, pero jugando a esto se te va la vida en un suspiro. Bien podía estar yo creando nuevas historias en lugar de explorar las ruinas virtuales de una historia pasada...